FAMILIARES DE EMIGRANTES DEFENDEMOS JUEGO LIMPIO: HONRADEZ, RESPETO, RESPONSABILIDAD Y AUTORIDAD; TODOS HEMOS SIDO EMIGRANTES Y PODEMOS VOLVER A SERLO

 

LA EMIGRACION Y EL MERCADO DE LA DELINCUENCIA

Desde hace años, como economista, sociólogo y profesor, hago bajo la dirección del excelente profesional radiofónico y mediático Eloy Magariños en Radio Arousa(Villagarcia-Pontevedra-Galicia-España) una colaboración para su magazine(la función del profesor creo que es, además de tratar de buscar honrada, humilde y rigurosamente la verdad, tratar de divulgarla, y démonos cuenta que los medios de comunicación han desplazado a la familia y la educación como instancia socializadora, encarnadora e institucionalizadora de valores, representaciones), en el que preparamos y tratamos asuntos y problemas de la zona desde el punto de vista socioeconómico.

Eloy, que conoce bien la realidad pues la ha vivido, trabajado y sigue con rigor la actualidad, me plantea asuntos de interés para su zona que trato de analizar y vincular con el contexto próximo y lejano: ³Al estudiar y trabajar honradamente por la mejora de mi aldea, de mi pueblo, lo hago por el mundo; y viceversa²(a partir de Chejov).

Hoy, miércoles(07-05-03) nos adentramos, una vez mas, en los problemas que están causando en Arousa(y en otras partes de Galicia y España) algunos emigrantes debido a sus comportamientos irrespetuosos, irresponsables y, en algún caso, ilegales, pues vienen cometiendo delitos de forma reiterada.

Estamos completamente de acuerdo en lo siguiente: En Galicia-España hay gallegos, españoles responsables, respetuosos, honrados y trabajadores, pero también los hay gamberros, inciviles, completamente irrespetuosos, que cometen delitos y de forma reiterada.

El problema, en mi opinión, se plantea cuando, por la socialización, encarnación e institucionalización de diferentes valores, de diferentes políticas a escala macro y micro social, algunos, individual, grupal y socialmente, vienen confundiendo la autoridad, seguridad y disciplina, muy necesarias para la convivencia, con el autoritarismo y disciplinarismo. Y estos, en lugar de practicar, de encarnar, socializar e institucionalizar la libertad responsable(³sin los deseos no hay nada pero su satisfacción nos pone en cuestión como agentes responsables²), la honradez y el respeto, que son básicos para que el juego democrático sea limpio( lo que exige justicia y critica justas), para premiar a los mejores y sancionar a los peores, creen y llevan a la practica que para ganar, salir adelante, vale todo incluido lo peor, que cada uno haga lo que le de la gana, cuando y donde le de la gana, y si es para divertirse todo les debe estar permitido: ¡Prohibido prohibir¡; ¡Lo quiero todo, ahora y gratis total¡; Para arrasar me debo colocar: ¡a tope con drogas¡, y meo, vomito, arraso, molesto, etc., como, cuando, donde quiero y a quien quiero; ¡Se realista, arrampla con todo lo posible¡; Aquí te pillo aquí te cepillo, aquí te cacho aquí te machaco; Ande yo y mis amigos calientes y que le den por el saco al resto de la gente; etc.

El problema es que hay responsables que se creen que su obligación es gastar dinero público(y bastante), en los deportes y otras diversiones(música, cine, teatro, televisión, etc.) mas profesionales, en divertir a los jóvenes, de 16 años en adelante, a partir de las 12 de la noche, etc.(cuando hay prioridades muchísimo mas urgentes: atender profesional y humanamente a los enfermos ancianos, crónicos, terminales, mentales, etc.; hacer posible una formación para acceder a un trabajo digno y desenvolverse, mejorar en el mismo con honradez, dedicación y rentabilidad personal y social; crear y mejorar las infraestructuras y servicios básicos; etc.), en lugar de preocuparse de que sean honrados, responsables y respetuosos, y de tomar medidas para ello, empezando por dar ejemplo.

LA EMIGRACION Y EL MERCADO DE LA DELINCUENCIA

En Galicia y España hay importantes sectores que siguen defendiendo que los que roban, delinquen, agreden, destrozan, arrasan, abusan, molestan, etc. son víctimas y no culpables, ni responsables de sus actos, pues, hay unas estructuras, un modelo social que justifica dichos comportamientos. En consecuencia, las leyes, la autoridad se ven completamente desautorizadas e incumplidas y, así, el problema de la seguridad se convierte en un problema principal y prioritario, pues, además, los verdugos se ven mucho mas protegidos que las víctimas. La inseguridad, el gamberrismo, los maltratos, tropelías, excesos y abusos individuales, grupales, sociales y urbanos, amparándose en la masa, la movida, el todo vale, el permisivismo, la espectacular y muy condenable dejación de la autoridad, además de generar un empobrecimiento económico, rural, urbano, cultural y social y también como país, genera un muy grave empobrecimiento, una gravisima degradación moral. Y si uno de los sectores económicos principales es el turístico la cosa se puede poner muy fea.

En esta situación, hay personas de otros países mucho mas pobres que Galicia-España(y Galicia y España ¡no lo olvidemos¡ están a 30 y 15 puntos de distancia la media de riqueza europea), y donde hay problemas infinitamente mas graves de seguridad, pues, las mafias y los delincuentes organizados tienen mucha fuerza; personas, delincuentes y mafias que ven que España les ofrece un mercado para el negocio de la delincuencia muy favorable, no solo para entrar y salir, sino también en lo que se refiere a vigilancia(en la calle, locales, informáticamente, etc.), penas, reincidencia, expulsiones, al trapicheo y diferentes negocios, tráficos ilegales en la calle y diferentes locales, espacios, centros, rutas, circuitos, redes, etc. Las datos estadísticos sobre la delincuencia son implacables: antes cuando no había tantos emigrantes como ahora, la mayor parte de faltas y delitos tenían que ver con el trafico y consumo de drogas(Galicia-España también bajaron la guardia en esto).

Ahora, cuando en España han aumentado las cifras de emigración, junto a las drogas el otro indicador que aparece es el de la delincuencia vinculada con la emigración. Por supuesto, que los emigrantes, como tantos y tantos gallegos, españoles que han sido emigrantes(casi todos los españoles tenemos familiares emigrantes a América latina, Europa, etc.) no son delincuentes per se. El problema surge cuando diferentes países ofrecen un caldo de cultivo propenso para el mercado de la delincuencia y su diversificación en diferentes campos y niveles, para el efecto llamada de la misma.

Ante esto, lo que hay que hacer, desde el pleno respeto y apoyo a todos los emigrantes honrados(que son la mayoría) es: luchar con el máximo rigor, firmeza, competencia legal por la seguridad personal, ciudadana y jurídica y aplicar la tolerancia cero contra el gamberismo e incivismo(pues de esto se pasa a la delincuencia), contra la delincuencia pequeña, media y grande y contra sus causas; y defender a todos los niveles, en la familia, la escuela, la universidad, los medios de comunicación, en la justicia, la abogacía y el orden público, en el trabajo, la salud y asistencia, la empresa, la economía, el comercio, las finanzas, el urbanismo, la cultura, en la vida cotidiana y publica: la convivencia integradora y segura y los medios necesarios para hacerlo posible, la libertad responsable y respetuosa, el trabajo honrado, digno y creativo, el juego, competencia y cooperación limpios, y la selección de los mejores, es decir, de los mas honrados, responsables, competentes, creadores y humanos, incluido, claro esta, los emigrantes, pues, todos hemos sido emigrantes(estamos con los emigrantes honrados y los apoyamos activamente) y podemos volver a serlo.

07-05-03

© Miguel Cancio http://www.miguelcancio.com

Nota: Los artículos publicados son propiedad del autor. Se permite la difusión de los mismos siempre que se citen las fuentes.
Se ruega a quien utilice estos materiales lo comunique al autor ya que conocer la difusión de los mismos es importante en la valoración del trabajo.

Up....